Trastorno de ansiedad inducido por sustancias

 

 

El trastorno de ansiedad inducido por sustancias se caracteriza por la presencia de síntomas prominentes de pánico o ansiedad que se consideran debidos a los efectos de una sustancia (p. ej., una droga de abuso, un medicamento o una toxina). Estos síntomas de pánico o de ansiedad se deben haber desarrollado durante (o poco después) de la intoxicación o la abstinencia de alguna sustancia, o después de la exposición a un medicamento, pudiendo ser capaces de producir los síntomas que experimenta la persona.

 

El pánico o la ansiedad pueden aparecer asociados a la intoxicación con los siguientes tipos de sustancias: alcohol, cafeína, cannabis, fenciclidina, alucinógenos, inhalantes, estimulantes (incluida la cocaína) y otras sustancias (o sustancias desconocidas). O bien, pueden aparecer con la retirada de las siguientes clases de sustancias: alcohol, opiáceos, sedantes, hipnóticos, ansiolíticos, estimulantes (como la cocaína) y otras sustancias (o sustancias desconocidas).

 

 

Además, algunos medicamentos que evocan los síntomas de ansiedad son los anestésicos y los analgésicos, los simpaticomiméticos u otros broncodilatadores, los anticolinérgicos, la insulina, los preparados para la glándula tiroides, los anticonceptivos orales, los antihistamínicos, los medicamentos antiparkinsonianos, los corticosteroides, 

los medicamentos antihipertensivos y cardiovasculares, los anticonvulsivantes, el carbonato de litio, y los fármacos antipsicóticos y antidepresivos. También pueden causar síntomas de pánico o ansiedad los metales pesados y las toxinas (p. ej., los insecticidas organofosforados, los gases nerviosos, el monóxido de carbono, el dióxido de carbono y las sustancias volátiles, tales como la gasolina y la pintura).

 

 

 

Síntomas del trastorno

 

 

Los síntomas presentes en el trastorno de ansiedad inducido por sustancias o medicamentos son los siguientes:

 

  1. Los ataques de pánico o la ansiedad predominan en el cuadro clínico.
  2. Existen pruebas a partir de la historia clínica, la exploración física o los análisis de laboratorio de (1) y (2):
    1. Síntomas del Criterio 1 desarrollados durante o poco después de la intoxicación o abstinencia de una sustancia o después de la exposición a un medicamento. 
    2. La sustancia/medicamento implicado puede producir los síntomas del Criterio 1.
  3. El trastorno no se explica mejor por un trastorno de ansiedad no inducido por sustancias/medicamentos. 
  4. El trastorno no se produce exclusivamente durante el curso de un delirium.
  5. Los síntomas causan malestar clínicamente significativo o deterioro en lo social, laboral u otras áreas importantes del funcionamiento. 

 

 

Diagnóstico diferencial del trastorno

 

 

El diagnóstico diferencial ha de descartar otras patologías que inducen los mismos (o parecidos) síntomas, como son:

 

 

 

Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página
© Psicología Enrique Santos / 659827222 / info@psicologiaenriquesantos.es

Llamar

E-mail

Cómo llegar